DestacadoSin categoría

Está en marcha la reconstrucción del Paseo de la Libertad

En esta primera etapa, la provincia ejecuta una intervención urbanística en todo el perfil de la barranca, que en aproximadamente seis meses dejará habilitadas bajadas, terrazas e iluminación. Luego se realizará la obra civil para la reconstrucción de la calle derrumbada y de su estructura de contención. El intendente Leonardo Raimundo visitó la zona de los trabajos.

El intendente Leonardo Raimundo recorrió este jueves por la mañana la zona costanera del Campo de la Gloria, a cuyo pie avanza la reconstrucción del Paseo de la Libertad. Lo acompañaron la concejala Andrea Soria; el secretario de Recursos Hídricos de la Provincia, Roberto Gioria, y el subsecretario Mariano Diez.

En esta primera etapa, que tendrá una duración aproximada de seis meses, la empresa a cargo de la obra provincial realiza una intervención urbanística en todo el perfil de la barranca, que dejará habilitados accesos, terrazas en diferentes niveles y miradores. Luego, en una instancia posterior, a partir de la reformulación del proyecto técnico, dará inicio la parte civil de la obra en la que se reconstruirá la calle derrumbada y se dotará a la plataforma de una estructura de contención.

“Mientras se estudian diferentes alternativas para la etapa final, la empresa ha retomado la tarea urbanística y paisajística. De este modo, está construyendo un paseo más amigable con el entorno, que nos permitirá recuperar una parte del Campo de la Gloria y contará con pasarelas peatonales e iluminación”, expresó el mandatario local.

En este sentido, remarcó además el impacto positivo que la obra tendrá en materia turística y deportiva: “Este hermoso espacio era un elemento importante para el turismo y también para el deporte, ya que los jóvenes accedían al río con sus embarcaciones y se hacía pesca deportiva. El gobierno provincial entendió estas necesidades y la obra ya está en ejecución, lo cual es muy positivo”.

Finalmente los funcionarios provinciales explicaron que una vez finalizada la primera fase de los trabajos, en aproximadamente 180 días, el paseo quedará accesible sin ingreso a la calzada inferior, que permanecerá cerrada hasta que se concrete la obra estructural.