DestacadoSin categoría

Construyen un “túnel de agua” en la plaza Ovidio Lagos, de barrio San Martín

Cuando finalice la obra, los chorros conformarán un arco que será de libre acceso a pie. Además en el Pulmón Verde, de barrio Del Combate, realizarán una plataforma de la que brotará agua con la que podrán jugar los niños.

En el marco del programa de remodelación de espacios públicos, la Municipalidad de San Lorenzo emprendió la construcción de una novedosa fuente de aguas danzantes en la plaza Ovidio Lagos, de barrio San Martín. En pocas semanas más dará inicio la edificación de otra obra también con el agua como protagonista, aunque con otras particularidades, en el Pulmón Verde de barrio Del Combate.

En la plaza ubicada sobre avenida San Martín, entre Buenos Aires y Melitón Hierro, se realizará un túnel de agua por cuyo interior se podrá transitar a pie. Los trabajos, que tendrán un plazo de ejecución de aproximadamente 4 meses, comenzaron con la excavación para el emplazamiento del contenedor de agua.

La fuente que se construirá en el espacio de Sargento Cabral y Santiago del Estero será una plataforma lisa, con acceso libre para los niños, de la que brotarán chorros de agua. También contará con un sistema de luces y colores para dinamizar la experiencia lúdica.

“Estamos hablando de instalaciones modernísimas, de última generación, que tendrán un impacto estético muy positivo y jerarquizarán aún más estos espacios públicos de la ciudad”, manifestó el intendente Leonardo Raimundo en diálogo con medios de prensa.

Cabe recordar que días atrás el municipio incorporó modernos juegos a las plazas Pulmón Verde y Parque Evita, de barrio del Combate, y en la Plaza López, de barrio San Martín. En los tres lugares se instalaron hamacas dúo, con dos asientos por columpio para que padres e hijo puedan hamacarse juntos. También se colocaron megáfonos, un dispositivo integrado por un ducto emplazado bajo tierra y dos bocas exteriores que amplifican las ondas sonoras producidas por los niños, del mismo modo que los viejos vasos comunicantes. Además la Plaza Raúl Alfonsín, en barrio Escalada, recibió un juego de tres hamacas con una para bebés.

“Las obras tendientes a la puesta en valor de los espacios públicos tienen un objetivo preciso y es que la gente se apropie de ellos visitándolos periódicamente. La gran presencia de familias día a día en cada plaza de la ciudad da cuenta del éxito de esta política”, concluyó Raimundo.